Hace unos años los equipos de marketing estudiaban de qué eran las conversaciones en internet. Hoy, las redes sociales permiten a las marcas formar parte de la conversación.