Un primer paso para definir este concepto tan mencionado últimamente sería establecer qué es la influencia.

 

Ser influyente es tener la capacidad de modificar acciones o actitudes en otro, lo cierto es que todos la tenemos, simplemente en mayor o menor grado.  El qué tan influyente es la persona respecto a su audiencia o seguidores determina qué tan valiosa es para una marca realizar una colaboración con el/ella.

 

Es importante realizar una distinción; influencia NO es qué tantos seguidores tiene la persona, sino qué tanto lo escuchan y toman en consideración lo que les dice.

¿Qué es el Influencer Marketing?

En términos simples: Usar la voz de tus consumidores para transmitir el mensaje de tu marca.

Técnicamente: un usuario de redes sociales crea contenido sobre tu marca y lo comparte con su audiencia.

 

Si es: Una estrategia de comunicación, una relación duradera basada en confianza entre marca, influencer y su audiencia.

NO es: Método de publicidad tradicional, una actividad única aislada de tu plan de comunicación.

 

¿Por qué hacerlo?

 

Tu como consumidor, ¿en quién confías más? ¿En un anuncio de una marca que ves en algún medio de comunicación, o en una recomendación de una persona a quien conoces y con la que ya tienes una relación?

 

Pongámoslo de forma simple, las personas estarán más dispuestas a probar tu producto o servicio si este ha sido recomendado por alguien de su confianza. En un mundo con cada vez más barreras y un público difícil de alcanzar, el influence marketing te permite llevar el mensaje de tu marca de una manera auténtica a aquellas personas que te interesa que lo escuchen.